martes, 27 de enero de 2009

FUGA DE LA MUERTE

Paul Celan



Negra leche del alba la bebemos al atardecer

la bebemos a mediodía y en la mañana y en la noche bebemos y bebemos
cavamos una tumba en el aire no se yace estrechamente en él

Un hombre habita en la casa juega con las serpientes escribe
escribe al oscurecer en Alemania tus cabellos de oro Margarete

lo escribe y sale de la casa y brillan las estrellas silba a sus
mastines
silba a sus judíos hace cavar una tumba en la tierra
ordena tocad para la danza

Negra leche del alba te bebemos de noche
te bebemos en la mañana y al mediodía te bebemos al atardecer
bebemos y bebemos
Un hombre habita en la casa juega con las serpientes escribe

escribe al oscurecer en Alemania tus cabellos de oro Margarete
tus cabellos de ceniza Sulamita cavamos una tumba en el aire no
se yace estrechamente en él
Grita cavad unos la tierra más profunda y los otr
os cantad sonad
empuña el hierro en la cintura lo blande sus ojos son azules

cavad unos más hondo con las palas y los otros tocad para la

danza


Negra leche del alba te bebemos de noche

te bebemos al mediodía y la mañana y al atardecer
bebemos y bebemos

un hombre habita en la casa tus cabellos de oro Margarete

tus cabellos de ceniza Sulamita él juega con las serpientes

Grita sonad más dulcemente la muerte la muerte es un maestro

venido de Alemania

grita sonad con más tristeza sombríos violines y subiréis como

humo en el aire

y tendréis una tumba en las nubes no se yace estrechamente allí


Negra leche del alba te bebemos de noche

te bebemos a mediodía la muerte es un maestro venido de

Alemania

te bebemos en la tarde y la mañana bebemos y bebemos

la muerte es un maestro venido de Alemania sus ojos son azules

te hiere con una bala de plomo con precisión te hiere

un hombre habita en la casa tus cabellos de oro Margarete

azuza contra nosotros sus mastines nos sepulta en el aire

juega con las serpientes y sueña la muerte es un maestro venido

de Alemania

tus cabellos de oro Margarete

tus cabellos de ceniza Sulamita


De "Amapola y memoria" 1952 Versión de José Ángel Valente

DIA DE LA MEMORIA DEL HOLOCAUSTO

Dedicado a mis amigos Mario y Carlos





Discurso de Mauricio Macri en el Museo de la Shoa en Buenos Aires

lunes, 26 de enero de 2009

CANZONE DEL BAMBINO NEL VENTO

“Auschwitz” es uno de los temas más conocidos del cantautor y escritor italiano Francesco Guccini. En la versión que se adjunta interpreta su propio tema acompañado por los Modena City Ramblers, un grupo de folk que se inspira en la tradición irlandesa, escocesa, klezmer y balcánica.







AUSCHWITZ

Son morto con altri cento
Son morto ch'ero bambino
Passato per il camino
E adesso sono nel vento,
E adesso sono nel vento.

Ad Auschwitz c'era la neve
Il fumo saliva lento

Nel freddo giorno d'inverno
E adesso sono nel vento,
E adesso sono nel vento.

Ad Auschwitz tante persone
Ma un solo grande silenzio
È strano, non riesco ancora
A sorridere qui nel vento,
A sorridere qui nel vento


Io chiedo, come può un uomo
Uccidere un suo fratello
Eppure siamo a milioni
In polvere qui nel vento,
In polvere qui nel vento.


Ancora tuona il cannone,
Ancora non è contenta
Di sangue la belva umana
E ancora ci porta il vento,
E ancora ci porta il vento.

Io chiedo quando sarà

Che l'uomo potrà imparare
A vivere senza ammazzare
E il vento si poserà,
E il vento si poserà.

Io chiedo quando sarà
Che l'uomo potrà imparare
A vivere senza ammazzare

E il vento si poserà,
E il vento si poserà.


jueves, 15 de enero de 2009

martes, 13 de enero de 2009

SHEL ZAHAV

City of Gold es un tema escrito e interpretado durante sus denominados “años gospel”, pero que nunca fue grabado oficialmente. De hecho, la letra no fue incluída en la edición del libro Lyrics 1962-1985 –aunque sí que aparece en su última publicación Lyrics, a pesar de lo cual sigue sin haber rastro de ella en el website oficial.
El tema quedó en el olvido hasta que los Dixie Hummingbirds la incluyeron en su album Diamond jubilation de 2003, lo que coincidió con la aparición de la banda sonora de la película de Dylan Masked and anonymous.





City of Gold
----------------------------------------------
There is a city of gold

Far from the rat race

Eat's at you're soul

Far from the confusion

And these bars that hold

There is a city of gold



There is a country of light

Raised up in glory

Angels wear white

Never know darkness

Never know night

There is a country of light



There is a city of love

Far from this world

And the stuff dreams are made of

Beyond the sunset

Stars high above

There is a city of love



There is a city of hope

Don't need no doctor

Don't need no dope

I'm ready and willing

Throw down the rope

There is a city of hope



There is a city of gold

Far from this madness

And the bars that hold

Peace from your spirit

Rest from your soul
 
There is a city of gold








jueves, 8 de enero de 2009

SHIR ERES

ILSE WEBER nació en 1903 en el seno de una acomodada familia judía partidaria de la «emancipación», en la ciudad morava de Witkowicz. Ya en la adolescencia comenzó a escribir cuentos, teatro y poesía para niños, que serían publicados tanto en su patria checoslovaca como en Alemania, Austria y Suiza, al tiempo que dedicaba su tiempo libre a la traducción de textos literarios. También fue productora de diversos programas para la radio checa. En 1930 se casó con Willi Weber –que había regresado de Palestina enfermo de malaria–, con quien tuvo dos hijos. Ante la creciente presión de los fascistas checoslovacos, Ilse y su familia tomaron la decisión de trasladarse a Praga en 1939.

Con la llegada de la guerra, el matrimonio Weber desoyó los consejos de sus allegados y permanecieron en su país. Sin embargo, salvaron la vida del mayor de sus hijos al enviarlo al domicilio de unos amigos en Suecia en un Kindertransport, antes de su propia deportación y la de su hijo pequeño al campo de concentración de Terezin, en 1942.

Durante su estancia en Terezin, Weber escribió más de sesenta poemas, musicando varios de ellos e interpretándolos después acompañada por una guitarra mientras realizaba sus rondas nocturnas como enfermera en el área infantil del campo, zona a la que fue asignada. En este lager, aparte de numerosos artistas e intelectuales [ver post anterior aquí], malvivían gran número de ancianos y, por supuesto había muchos niños. Ilse componía poemas y nanas que cantaba, acompañándose por su guitarra, a los niños y ancianos enfermos y agonizantes. En su cautiverio despojó intencionadamente a sus versos de cualquier perturbación lingüística que debilitara la comunicabilidad de una escritura nacida con una sólida vocación de realismo. La poeta checa hizo, en este sentido, un verdadero ejercicio de contención, reduciendo el lenguaje poético a los márgenes estrictos del lenguaje hablado, y situando en la anécdota la fuente primordial de la emoción literaria: la tensa relación entre la sobriedad antirretórica de la expresión y la dramática circunstancia que le sirve como punto de partida, multiplica los efectos emocionales de la vida contada hasta límites sobrecogedores, y convierte el dolor en un dolor más ancho y en un seco lanzazo de verdad.

Cuando su marido Willi fue trasladado en la primavera del 44, ella se brindó voluntariamente a acompañarle, junto con su hijo pequeño Tommy. El deseo de no fragmentar la familia desembocó en la ejecución de Ilse y su hijo en Auschwitz, mientras su marido logró sobrevivirles treinta años más. En 1991 éste publicaría el libro de poemas que Ilse escribió en el campo: In deinen Mauern wohnt das Leid [En tus muros habita el dolor].

Wiegala”, cuya letra original y traducción reproducimos a continuación, es una ilustrativa nana de suma simplicidad, compuesta quizás como una “caricia final” con la que acompañar la penosa carga de los Weber durante su último viaje. Testigos supervivientes afirman que Weber cantaba esta delicada pieza acompañada por los niños cuando se encaminaban a la cámara de gas en Auschwitz.

Foto cedida por Maribel Ferreiro



Wiegala, wiegala, weier,

der Wind spielt auf der Leier.

Er spielt so süss im grünen Ried,

die Nachtigall, die singht ihr Lied.

Wiegala, wiegala, weier,

der Wind spielt auf del Leier.

Wiegala, wiegala, werne,

der Mond ist die Laterne,

er steht am dunklen Himmelszelt

und Schaut hernieder auf die Welt.

Wiegala, wiegala, werne,

der Mond is die Laterne.

Wiegala, weigala, wille,

wie ist die Welt so stille !

Es stört kein Laut die süsse Ruh,

schlaf, mein Kindchen, schlaf auch du.

Wiegala, wiegala, wille,

wie ist die Welt so stille !


[Wiegala, wiegala, weier,/ el viento toca la lira. / Toca dulcemente entre los juncos verdes./ El ruiseñor canta su canción./ Wiegala, wiegala, weier,/ el viento toca la lira.// Wiegala, wiegala, werne,/ la luna es una linterna/ en el fondo negro del firmamento,/ desde allí mira el mundo./ Wiegala, wiegala, werne, / la luna es una linterna.// Wiegala, wiegala, wille,/ ¡qué silencioso está el mundo!/ Ni un solo ruido turba la paz,/ tú también, mi pequeño, duerme./ Wiegala, wiegala, wille,/ ¡qué silencioso está el mundo!]


Para escuchar Wiegala interpretada por la mezzosoprano Anne Sophie von Otter presionar a continuación:


viernes, 2 de enero de 2009

EN TUS MUROS HABITA EL DOLOR

Por vuestras almas
estoy orando

por vosotros
los que no tenéis sepultura
digo el Kadish.
Con ceniza cubro todos los días
mi cabeza
porque es para siempre
mi duelo
por vuestros cuerpos incinerados
y por siempre acecha el espanto
en mi corazón.

(Versos de la poetisa checa Erika Blumgrund)



En 1940 la Gestapo tomó bajo su control la fortaleza de Theresienstadt convirtiéndola en un gheto amurallado, y al poco tiempo en un campo de transición hacia Auschwitz y otros lager de exterminio. En Terezin, a apenas sesenta kilómetros de Praga, los nazis crearon un campo de concentración “modelo”. Su característica: recibir a judíos artistas, músicos, compositores y actores que, con un sentido del humor mayúsculo, llevaron adelante un Teatro de los Talentos Inútiles, fueron comparados con Chaplin y hasta escribieron un ensayo llamado “Goethe y el Ghetto”.

Sesenta años después, en el 2000, el Foro Internacional sobre el Holocausto celebrado en Estocolmo invitó a la mezzosoprano sueca Anne Sofie von Otter a participar en sus actividades mediante un recital en el que debía cantar canciones de compositores judíos como Gustav Mahler o Eric Korngold. Sin embargo, Yvone Rock le puso sobre la pista de unas canciones de compositores del campo de concentración de Theresienstadt, la mezzo terminó haciendo el recital con música de Viktor Ullmann e Ilse Weber. Von Otter más adelante propuso el proyecto de hacer una grabación con estas canciones a su compañía de toda la vida, Deutsche Grammophon, y la compañía aceptó.

Hay en este disco de todo, canciones muy simples como la melodía de opereta de Adolf Strauss “Ich weiss bestimmt, ich werd dich wiedersehn!” (Sé que volveré a verte), nanas, alusiones directa a la vida en Theresienstadt, verdaderas obras trágicas, ironías, textos de Rimbaud... que ponen en evidencia la capacidad del ser humano para crear belleza en las situaciones más dramáticas y desoladoras a la vez que esa otra capacidad para hacer las cosas más crueles que podamos imaginar.

Anne Soffie von Otter, el barítono Christian Gerhaher, el pianista Bengt Forsberg y el violinista Daniel Hope han dado forma a uno de los discos más estremecedores que hayamos escuchado en los últimos tiempos.


"TEREZIN/THERESIENSTADT” está dedicado a los compositores judíos que estuvieron prisioneros en el campo de concentración de Theresienstadt y que, posteriormente, fueron asesinados en Auschwitz. El album contiene piezas de esos compositores judíos surgidas, en su mayor parte, durante la estancia en Theresienstadt. Hay canciones de Ilse Weber, Karel Svenik, Adolf Strauss, Martin roman, Hans Krása, Carlo Sigmund Taube, una sonata de Viktor Ullman y otra de de Erwin Schulhoff. El disco se cierra precisamente con la fantástica Sonata para violín solo de Schulhoff (que no fue exterminado en Auschwitz sino en el campo de concentración de Wülzburg, en Baviera), en una magnífica interpretación de Daniel Hope.